Pida su cita médica ahora

    Nos pondremos en contacto con usted en menos de 24 horas durante nuestro horario de atención (De lunes a viernes de 10h a 20h)
    Si lo desea también puede llamarnos al +34 932906425

    ¿Qué hacemos con tus datos?
    En clinicaginecologica.org te solicitamos tus datos para poder contactar contigo y poder responder a tus dudas y comentarios.
    Una vez completemos la finalidad por la cual te lo solicitamos procederemos a la eliminación de los mismos.
    Si quieres mas información sobre el tratamiento que le damos a los datos lee nuestra política de privacidad y uso de cookies


    Inicio » Blog » Semana 30 del embarazo

    Semana 30 del embarazo

     

    Semana 30 del embarazo: las patadas son cada vez más enérgicas 🙂

    Te hallas en la semana 30 del embarazo: ten en cuenta que tu bebé ya tiene los huesos desarrollados, pero siguen blandos y flexibles,  sin llegar a la dureza necesaria. En el tiempo que falta para su nacimiento, irá absorbiendo hierro, calcio y fósforo que les dotará de la firmeza requerida.

    Ya ha superado por poco los 40 centímetros de la cabeza a los pies y su peso ronda el quilo y medio. Sigue alimentándose a través del cordón umbilical, pero también ingiere líquido amniótico. La finalidad de tragar ese líquido es que su hígado, estómago e intestino vayan aprendiendo a realizar las funciones necesarias para cuando empiece a tomar leche.

    Evolución en los huesos de la pelvis

    Estás entrando en la última fase del embarazo. En unas diez semanas, llegará el momento del parto y podrás tener a tu bebé en brazos. Por eso el feto ya empieza a colocarse en la posición que tendrá al nacer, con la cabeza hacia abajo. De cualquier modo, se trata de una posición que puede cambiar en cualquier momento.

    Una consecuencia de todo ello es que sus movimientos son cada vez más enérgicos, con patadas más fuertes. Otra es que las paredes del útero se relajan y los huesos de la pelvis se vuelven más flexibles. De ese modo será más fácil el tránsito del bebé por el canal del parto.

    Tu cuerpo continúa generando hormonas que ayudan al embarazo. Como los estrógenos, que regulan la grasa corporal y la progesterona que, entre otras funciones, ayuda a producir leche. Pero puede producirse un efecto negativo, la retención de líquidos.

    A causa de ello, puede ocurrir que se te hinche la cara, los tobillos y las manos. Evita el consumo de sal en la medida de lo posible, ya que contribuye a retener líquidos. Igualmente es muy conveniente caminar a diario y, si los pies siguen hinchados, tumbarte manteniéndolos elevados.

    El normal aumento de peso, alrededor de medio quilo por semana, contribuye a que te sientas más pesada. Además, la circulación sanguínea se vuelve más lenta, por lo que pueden aparecer varices en las piernas. Usar un calzado cómodo que no comprima los pies y evitar cualquier prenda apretada que dificulte el retorno venoso ayuda a minimizar ese efecto.

      Pida su cita médica ahora

      Nos pondremos en contacto con usted en menos de 24 horas durante nuestro horario de atención (De lunes a viernes de 10h a 20h)
      Si lo desea también puede llamarnos al +34 932906425

      ¿Qué hacemos con tus datos?
      En clinicaginecologica.org te solicitamos tus datos para poder contactar contigo y poder responder a tus dudas y comentarios.
      Una vez completemos la finalidad por la cual te lo solicitamos procederemos a la eliminación de los mismos.
      Si quieres mas información sobre el tratamiento que le damos a los datos lee nuestra política de privacidad y uso de cookies